Prenden focos rojos para el deporte Paralímpico.

Si es cierto que hasta el momento la delegación mexicana ha dado buenos resultados en Río 2016, la comparación con otras ediciones hacen preocupar a los encargados del deporte nacional.

Ayer miércoles la nadadora Patricia Valle entregaba a México la medalla número 12 que entre otras cosas ha ayudado a los aztecas a mantenerse entre las primeras 30 potencias.

En los Juegos Paralímpicos de Atenas, México cosechó 14 medallas de oro, 10 de plata y 10 de bronce para un total de 34. en Beijin 2008 los números fueron un poco abajo con 10 de oro, 3 de plata y 7 de bronce; aun mas abajo en Londres 2012 con 6 medallas de oro, 4 de plata y 11 de bronce, en Río solo 4 de oro.

A esta edición han llegado dos generaciones, los medallistas, los históricos, los que tienen uno, dos o más Paralímpiadas cosechando medallas para México y un puñado de jóvenes que buscan la misma gloria que sus ídolos.

Es tiempo de dar atención a estas nuevas generaciones en deporte Paralímpico, la inversión se tiene que dar, y no hablo de ese Centro Paralímpico creado para este ciclo que fue abandonado y con el casi 300 millones de pesos tirados a la basura, tema que mas tarde abordaremos.

Para algunos medallistas Paralímpicos pronto les llegará el tiempo para descansar y habrá la necesidad de formar nuevos campeones, he ahí la Paralímpiada Nacional, creada para encontrar nuevos talentos y que debe ser explotada como tal.

Reacciones: