Águilas: primer equipo en la capital mexicana en practicar el fútbol para amputados.

El Universal México.-

s un deporte adaptado. Se juega con bastones canadienses, (hechos en aluminio y con un sistema de regulación de altura). Son seis los elementos de campo y un guardameta. Los jugadores de campo sólo tienen una pierna y el portero sólo un brazo; no se pueden usar las muletas, ni los muñones para empujar el balón.
Para quien los ve jugar, el equipo "Las Águilas", son sinónimo de superación, esfuerzo, entereza y voluntad. Demuestran que todo es posible. Aman y practican el deporte que les apasiona; y su lema es: "No hay límites"; por eso el logotipo del equipo es un águila con las alas abiertas y atrás unos bastones canadienses que simulan volar. "Aunque nos haga falta una extremidad estamos dispuestos a volar"; y con esta frase recuerdan aquella otra de Frida Kahlo que escribió: "Pies pa' qué los quiero si tengo alas para volar".
Es el primer equipo de futbol de amputados en el Distrito Federal. Debutaron el 23 de marzo de 2013 con cinco elementos. Jesús Adrián Hernández Cruz es el capitán y presidente del equipo. Tuvo sarcoma de Ewing, con metástasis pulmonar a los 14 años. Hoy, a sus 18, estudia la preparatoria abierta y es también lanzador de bala, disco y jabalina en el Centro Paralímpico Mexicano.
Tiene una cuenta en la red social Facebook, y fue por ésta que entró en contacto con el presidente de "Los Lobos" de Jalisco al futbol de amputados. Esta persona le sugirió que iniciara el primer equipo de futbol de amputados en el Distrito Federal. Y la cadena comenzó: Jesús le comentó a Christian García que estaba iniciando un nuevo proyecto. Christian, de 20 años y estudiante de contabilidad, se incorporó al mismo; después Milton Luna, de 36 años, decidió integrase al equipo, junto con Óscar Ángeles, quien contactó a Jesús por la página Facebook (Futbol de amputados Águilas del Distrito Federal).
Martín el portero, amputado del brazo derecho también fue contactado por Jesús, y poco a poco fueron incorporándose otros miembros. Hoy el equipo está conformado por 10 hombres de entre 16 y 46 años; y están abiertos a recibir a nuevos integrantes, con la única condición de superarse en la cancha. "Aquí no hay límites ni discapacidades, lo que importa es amor al deporte y al futbol". ¿Yo no tengo límites y tú?, pregunta Jesús en entrevista ante sus compañeros de equipo. Todos levantan el bastón canadiense y gritan al unísono. "Fuerza de hierro... Fuerza de Las Águilas".
Jorge Adrián, el entrenador del equipo, sabe bien cuando alguno de los que están en la cancha están "bajoneados", es decir poco animados o cabizbajos; y los invita a correr aún más. No hay tregua. Entrenan dos horas, con 20 minutos de descanso, dos veces por semana.
Por ahora, sólo han jugado un partido que fue contra el equipo de amputados "Los Dragones" del Estado de México. Quedaron 5 a 7. Cinco para "Las Águilas", y siete para "Los Dragones". El ocho de junio será el próximo partido oficial de "Las Águilas", en la cancha de "Los Dragones" en el Estado de México.
Reacciones: